top of page

"…y la cubrió para abrigar el lienzo de sus sueños…"

“…y la cubrió para abrigar el lienzo de sus sueños…”, del nuevo libro "La sonrisa incólume que no procrastina saciar la sed de antojo” (que por cierto, todavía está buscando portada que se gane una dosis diaria de sonrisa adictiva) de Richard R. Crown, México, 2018 © Todos los derechos reservados. Queda prohibida la reproducción total o parcial de esta obra.


Primero fue la foto o los hechos,...luego la indagación forense.


... y en lugar de entenderla, solo abrigó sus sueños....

...y dándose cuenta que ni la hermenáutica ni la exégesis podían entenderla.... tomó una común pero abrigadora frazada roja, la cubrió para abrigar el lienzo de sus sueños que ella quisiera soñar, crear y plasmar en el lienzo de su corazón, regalando con esa acción la libertad de pensamiento en la privacidad velada de su creatividad.


Le ofreció sus manos como botones de rosas y la luz de corazón en forma de velas para alumbrarla....ah! y dejaron a la mano un vaso con hielo para enfriar los momentos intensos de excesos diversos y sin contabilizar los suaves pétalos fruto de la convivencia.... los juntaron en la misma frazada que originalmente fue el mejor regalo para ella como prenda de respetar su libertad y para él, cuando ella acepto que la abrigaran con ella.


Tiempo de elaboración: Minuto y medio, es más fácil abrigarla que hacer doctorados de hermenáutica.

29 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Opmerkingen


© Copyright
bottom of page